Guía para tener una casa autosuficiente

Publicado por:

¿Te imaginas poder generar y consumir tu propia energía en tu vivienda? Aunque pueda sonar algo complicado e incluso de otro mundo, podrás hacerlo convirtiendo tu hogar en una casa autosuficiente. Este tipo de viviendas ayudan tanto a la atmósfera de nuestro planeta, reduciendo las emisiones de CO2 que son tan perjudiciales para el mundo, como a nuestro bolsillo, ya que ahorraremos considerablemente, pudiendo llegar a ahorrar el 100% en nuestras facturas eléctricas.

Para llegar a convertir tu hogar en una casa autosuficiente energéticamente deberás tener en cuenta algunos factores, además de llevar a cabo ciertos estudios previos. ¡Imagina todo lo que podrás ahorrar en las facturas y lo que podrás ayudar al medio ambiente!

Este proceso dependerá de varios factores, pero uno muy importante es de si la vivienda está ya construida, o se trata de una construcción que empieza desde cero. Si se trata de este segundo caso se deberán hacer ciertos estudios para poder aprovechar al máximo los recursos naturales de los que disponemos en el solar. Por ejemplo tendríamos que ver en qué parte da más el sol, cuántas horas de luz natural tenemos, etc. Así podremos llevar a cabo un diseño de la vivienda acorde al aprovechamiento de estos recursos por medio de su orientación.

Si se trata de una casa que ya está construida deberemos plantearnos qué tipo de instalaciónes vamos a querer en nuestro hogar. Existe la instalación con vertido cero a red, que es una instalación fotovoltaica conectada a red, para que cuando no podamos generar energía por medio del sol, poder tener energía por la red convencional. Por otro lado está la opción de una instalación fotovoltaica aislada, que al contrario que la anterior, esta no tienen suministro energético por la compañía eléctrica, sino que tiene unas baterías donde almacena la energía para esos momentos de falta de luz solar.

¿Cómo hacer mi casa autosuficiente?

  • Cambia tus hábitos. Cuando quieres pasar de una vivienda convencional a una casa autosuficiente tienes que conocer el consumo que necesitas para vivir. Si antes de hacer este cambio comienzas a obtener electrodomésticos eficientes, reducir tu consumo a lo necesario, no solo estarás ahorrando, sino que estás conociendo tu consumo de energía y actuando con más eficiencia.
  • Reduce el consumo de agua. Al igual que debemos reducir el consumo energético, se debe hacer lo propio con el agua. Es cierto que quizás es más difícil reducir esto, aunque siempre se pueden encontrar fuentes de agua alternativas. Esto se verá condicionado en gran medida del área en el que vivas, de si llueve más o menos. Se puede recoger el agua de lluvia en la cubierta y hacer que esta vaya hasta un depósito para su reciclaje.
  • Casa Pasiva o Passivhouse. Con este tipo de instalación en tu casa hace que puedas mantener una temperatura estable en tu hogar sin importar en la época del año en la que te encuentres. Esto es posible gracias al uso de recursos de la arquitectura bioclimática. Tienen un consumo energético muy bajo y no necesitaras ni aire acondicionado ni calefacción en todo el año.
  • Energía solar fotovoltaica. Esta energía es la que se crea a través de la luz y la radiación del sol. Se transforma en energía mediante los paneles fotovoltaicos, o más conocidos como paneles solares (aunque existe más de un tipo). Esta energía nos puede servir tanto para la iluminación de nuestro hogar, la calefacción o para cargar aparatos electrónicos.

Vista aérea del tejado de un chalet autosuficiente.

  • Energía minieólica. Gracias a esta energía se puede producir electricidad a través de la energía generada por el viento. Lo que conocemos como energía eólica. Cuando se utiliza para suministrar energía a una vivienda pasa a llamarse mini-eólica.
  • Crea tu propio huerto. Esto te hará todavía más autosuficiente en el hogar. A pesar del bajo precio de las frutas y las verduras en nuestro país (respecto a otros países vecinos), ¿por qué no generar tu propio huerto? La mayoría de verduras son fáciles de cuidar y mantener, por lo que es otra forma de contribuir con el medio ambiente y en ser más ecológico.

Plantación en un huerto ecológico.

  • Gestión de residuos. Reciclar ayuda de forma notable al medio ambiente. Además, si decides como te hemos dicho antes generar tu propio huerto, podrás aprovechar los residuos orgánicos como abono para tus plantas.

Si piensas que las casas autosuficientes pueden no tener todas las comodidades de una casa convencional, estás equivocado. Tienen lo mismo que las viviendas que más conocemos, pero siendo más sostenibles y pagando menos en sus facturas.

Convertir tu casa en un hogar autosuficiente requiere una inversión tanto de tiempo como económica. Pero el primer paso está en cada uno de nosotros. Debemos tener la actitud y empezar con esas pequeñas acciones que están en nuestra mano para contribuir con nuestro grano de arena con el medio ambiente

0
  Quizá te interese
  • No related posts found.

Añadir un comentario